viernes, 29 de noviembre de 2013

Refutando al protestantismo

Por el Hno. Pedro Dimond.
La Biblia enseña que Jesucristo está verdaderamente presente en la Eucaristía

por Hno. Pedro Dimond
Juan 6, 53: “Jesús les dijo: En verdad, en verdad os digo, si no coméis de la carne del Hijo del hombre y no bebéis su sangre, no tendréis vida en vosotros”.

Jesucristo y los doce apóstoles durante la Última Cena
Los protestantes no creen que la eucaristía es el verdadero cuerpo, sangre, alma y divinidad de Jesucristo. Los católicos creen, que después de la consagración en la Misa, “el Señor Jesucristo, verdadero Dios y verdadero hombre, está verdadera, real y sustancialmente contenido” en la eucaristía bajo las apariencias del pan y del vino (Concilio de Trento, decreto sobre la eucaristía). La creencia católica de la eucaristía fue unánimemente sostenida durante los primeros 1500 años del cristianismo. El fundamento bíblico de la enseñanza católica sobre la eucaristía es contundente e innegable.

EN JUAN CAPÍTULO 6, JESÚS DICE CLARAMENTE QUE SU CARNE ES COMIDA Y SU SANGRE ES BEBIDA, Y QUE DEBEMOS COMER SU CARNE Y BEBER SU SANGRE
Juan 6, 51-58: “Yo soy el pan vivo bajado del cielo; si alguno come de este pan, vivirá para siempre, y el pan que yo le daré es mi carne, vida del mundo. Disputaban entre sí los judíos, diciendo: ¿Cómo puede éste darnos a comer su carne? Jesús les dijo; En verdad, en verdad os digo, si no coméis la carne del Hijo del hombre y no bebéis su sangre, no tendréis vida en vosotros. El que come mi carne y bebe mi sangre tiene la vida eterna y yo le resucitaré en el último día. Porque mi carne es verdadera comida y mi sangre es verdadera bebida. El que come mi carne y bebe mi sangre está en mí y yo en él. Así como me envió mi Padre vivo, y vivo yo por mi Padre, así también el que me come vivirá por mí. Este es el pan bajado del cielo; no como el pan que comieron los padres y murieron; el que come este pan vivirá para siempre”.

Jesús dice una y otra vez, en los términos más claros, que su carne es comida y su sangre es bebida. Él dice que si no coméis su carne y no bebéis su sangre no tendréis vida en vosotros. LEER MÁS.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

La Santa Biblia enseña que la Virgen María es la Madre de Dios y que es perpetuamente virgen

Mensaje  Lord Stob el Miér Nov 27, 2013 7:22 pm
El fundamento bíblico de la oración a María y la enseñanza católica sobre María

La Virgen María y el Niño Jesús
LA BIBLIA ENSEÑA QUE MARÍA ES EL ARCA DE LA NUEVA ALIANZA
LA BIBLIA DICE QUE MARÍA ESTÁ “LLENA DE GRACIA”, LO QUE SIGNIFICA QUE ELLA NO TIENE PECADO
MARÍA FUE PERPETUAMENTE VIRGEN
¿QUÉ DECIR SOBRE LOS “HERMANOS” DE JESÚS?
¿EL AVEMARÍA Y EL ROSARIO, SON VANAS REPETICIONES CONDENADAS POR JESÚS?
MARÍA ES LA MADRE DE DIOS





La bienaventurada Virgen María es la madre de Jesucristo. Contrariamente a lo que afirman algunos, la Iglesia católica no enseña y nunca ha enseñado que la Virgen María es Dios. Eso sería una herejía. María es sólo una criatura, pero la mayor de los seres humanos que ha sido creado por Dios. Por favor lea esta evidencia bíblica de la enseñanza de la Iglesia católica acerca de María, y por qué es tan necesario comprender su rol e importancia. LEER MÁS.
 ----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

LA BIBLIA ENSEÑA QUE JESUCRISTO HIZO A SAN PEDRO EL PRIMER PAPA


por Hno. Pedro Dimond
JESÚS DA LAS LLAVES DEL REINO DE LOS CIELOS A PEDRO (MATEO 16)
Mateo 16, 16-19: “Tomando la palabra Simón Pedro, dijo: Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios vivo. Y respondiendo Jesús, dijo: Bienaventurado eres Simón hijo de Jonás; porque no es la carne ni la sangre quien te ha revelado, sino mi Padre que está en los cielos. Y yo te digo a ti que tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré yo mi iglesia, y las puertas del infierno no prevalecerán contra ella. Yo te daré las llaves del reino de los cielos; y cuanto atares en la tierra será atado en los cielos; y cuanto desatares en la tierra será desatado en los cielos”.

Jesús dio a Pedro las llaves del reino de los cielos, y declaró que todo lo que él atare en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que él desatare en la tierra será desatado en los cielos. Si bien que los 12 discípulos se estaban presentes, Jesús sólo le dijo estas cosas a San Pedro.

HABLANDO CON PEDRO, JESÚS DICE QUE ÉL EDIFICARÁ SU IGLESIA SOBRE ESTA MISMA PIEDRA
Jesús dice: “tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré yo mi iglesia”. La palabra “esta” – como en esta piedra – viene del griego taute, el pronombre demostrativo.  Su significado es “esta misma” piedra. Taute es usado cuando “se desea llamar la atención con una énfasis especial hacia el objeto designado, ya sea en la región física del orador o el contexto literario del escritor”. (H. E. Dana y J. R. Mantey, A Manual Grammar of the Greek New Testament  “Manual de Gramática del Griego del Nuevo Testamento”, edición inglesa, 127). En la Biblia versión de King James, taute es traducido como “the same” o sea “el mismo” que viene de 1 Corintios 7, 20, y, “this same” o sea “este mismo” de 2 Corintios 9, 4.

Por lo tanto, la declaración de Jesús a Pedro tiene el siguiente sentido: tú eres Pedro y sobre ESTA MISMA PIEDRA edificaré yo mi iglesia.  En el contexto, “esta roca” se refiere naturalmente a Pedro. También Jesús cambia el nombre de Simón por el de “piedra” (Pero veremos más sobre este punto a continuación).

EL CAMBIO DEL NOMBRE DE PEDRO
Jesús cambia el nombre de Simón a Pedro, justo antes de declarar: “y sobre esta piedra edificaré yo mi Iglesia”.

Mateo 16, 17-18: “… Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás… Y yo te digo a ti, que tú eres Pedro…”.

En el Antiguo Testamento un cambio de nombre denotaba una designación o un llamado especial o un cambio de estatus. En el Génesis, leemos lo siguiente acerca de Abraham:
 
Génesis 17, 5: “Y ya no te llamarás Abraham, sino Abraham, porque yo te haré padre de una muchedumbre de pueblos”.

Dios cambió el nombre de Abraham por Abraham porque el nuevo nombre denotaba su oficio especial como LÍDER del pueblo de Dios. Abraham fue elegido para ser el padre de muchas naciones. (También fue llamado “piedra”, como demostraremos). En el hebreo Abram significa un padre superior, en cambio Abraham significa el padre de una multitud.

Del mismo modo, en Génesis 32, 28, leemos que Dios cambió el nombre de Jacob a Israel, a fin de representar su oficio o posición especial.  Por lo tanto, aparte de las otras cosas importantes que Jesús le dice a San Pedro en Mateo 16, el cambio del nombre de Simón a Pedro es hecha para confirmar la posición especial de San Pedro y su nuevo oficio.

LAS LLAVES DEL REINO DE LOS CIELOS
Mateo 16, 19: “Yo te daré las llaves del reino de los cielos; y cuanto atares en la tierra será atado en los cielos; y cuanto desatares en la tierra será desatado en los cielos”.

A ningún otro apóstol le es dada las llaves del reino de los cielos. En Mateo 18, 18, leemos que a todos los Apóstoles se les da el poder de atar y de desatar; pero solo a Pedro se le promete las llaves del reino de los cielos en Mateo 16, 19. Esto nos demuestra que el poder dado a todos los Apóstoles de atar y de desatar en Mateo 18, 18 debe ser ejercido bajo las llaves que recibió Pedro solamente. Pedro tiene una posición de la autoridad única en la Iglesia. LEER MÁS.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...